En España, el año 2018 se caracterizó por presentar alto nivel de accidentes laborales en las empresas. Según el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, 652 trabajadores fallecieron en accidentes laborales. La cifra más alta registrada en este aspecto desde el 2011.

Sin embargo, entre enero y mayo de este año, ya se había superado la cifra referida para el 2018 en esa misma época. A mayo, el total de accidentes laborales fue de 257.000 afectados con un 92,5% de víctimas mortales.

Hubo un aumento casi del 5% respecto al 2018  solo en los primeros cinco meses del año.  Porcentaje que ubica a España entre los primeros países de Europa que presenta mayor cantidad de accidentes laborales. Y en relación al sexo, los hombres son los principales accidentados con 207 fallecidos.

Los principales accidentes de origen no natural fueron de tráfico, aplastamientos y traumatismos. Donde el sector de la construcción es el que presenta mayor cantidad de accidentes, pues es el sector de mayor actividad y riesgo.

Causas de los accidentes

Afirman los sindicatos de trabajadores, que la baja formación técnica y la inestabilidad laboral debido a contrataciones por muy corto tiempo originan los accidentes.

En algunos casos los contratos no son ni por una semana de trabajo. Aparte de ello, tampoco se cumple con las medidas de seguridad que el trabajo requiere. En especial el tipo de calzado de trabajo que exigen algunas actividades de riesgo.

Cabe destacar que algunas empresas no declaran todos los accidentes de trabajo.  Estas eluden la responsabilidad y dificultan con ello el derecho que tienen los trabajadores a recibir atención sanitaria de las mutuas de trabajo. Por lo que los sindicatos proponen un aumento de inspectores de trabajo que velen por unas condiciones óptimas para el trabajador.

Empezando con la asignación de un equipo de protección que contemple uniforme, casco y botas de trabajo entre otros accesorios. También se exige que se cumplan las normas vigentes y se adopten modelos y procedimientos seguros para el trabajador.

El  Ministerio  publica las estadísticas de accidentes laborales por sectores y son muy específicas, por sexo, comunidades, tipo de lesión, etc. Permite hacer análisis comparativos de la situación de siniestralidad de las empresas respecto a otras de su mismo sector.

A pesar de las medidas preventivas que se establecen, siempre están presentes los accidentes laborales y es lamentable pero siguen cobrando vidas. Razón por la cual, es necesario mejorar la seguridad de las empresa cada vez más y garantizar la salud de los trabajadores.

Cabe destacar que las empresas tienen la obligación de declarar los accidentes que sufren sus trabajadores en su totalidad. Tanto los que ocurren en el centro de trabajo como lo que sufren cuando realizan viajes o misiones.

Accidentes de Trabajo (ATR)

Gracias a las declaraciones de las empresas es posible obtener las estadísticas de accidentes de Trabajo (ATR). Así como también las causas que los originaron y las circunstancias en que ocurrieron. Todo ello con el objeto de mejorar  las condiciones laborales y reducir los riesgos para el trabajador.

La información proviene de estudios que efectúa la Subdirección General de Estadística y Análisis Socio laboral cada mes. De los accidentes que se notifican a través del sistema Delt@. Todo ello, después que se han recibido de las autoridades laborales de cada provincia.

Cabe destacar, que las autoridades laborales del País Vasco y Cataluña tienen sus propios procedimientos de notificación. Y la información de accidentes de trabajo las realizan usando  ficheros externos al sistema Delt@.

Respecto a los datos obtenidos este año, desde enero hasta el mes de agosto se incorporan dos modificaciones. Como son  por una parte, el cambio en la definición de accidente mortal. Así, ahora se consideran “accidentes mortales, todos los fallecimientos a consecuencia de un accidente de trabajo, que se produzcan en el plazo de un año, desde la fecha del accidente, independientemente de la gravedad inicial”.

Es una definición adaptada a las recomendaciones realizadas por la OIT y también a la definición que utiliza la Estadística Europea de Accidentes de Trabajo publicada por EUROSTAT.

Aparte de esto, también se incluye en forma general los accidentes sufridos por los afiliados al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA). Ahora, a partir de este año es obligatoria, la cobertura de accidentes de trabajo por seguridad social a los asociados al RETA.

Esto significa agregar a más de 2,5 millones de trabajadores a estas estadísticas. Por lo tanto no será posible comparar en forma directa con las estadísticas del 2018.

Por este motivo, el resumen de resultados se estructuró diferenciando los datos entre accidentes del total de trabajadores, de asalariados, y trabajadores autónomos.

Avance estadístico de enero – agosto 2019

Así, de enero a agosto, el total de accidentes de trabajo con baja fue 416.815 y sin baja de 475.197. Los accidentes con baja aumentaron el 4,4% y sin baja, disminuyeron un 1,5% respecto al mismo período del 2018.

Del total de los accidentes con baja, el 86,9% ocurrió durante las jornadas de trabajo es decir el 1,1% respecto al año pasado. Asimismo, el 13% fueron accidentes in itinere, lo que significa un -0,2% respecto al 2018.

Lo que supone una variación respecto al 2018, del 4,8% para los accidentes en jornada de trabajo y del 1,9% in itinere. Así mismo, del total 395.094 accidentes, lo que significa el 94,8%, ocurrieron a trabajadores asalariados y el 5,2%, es decir 21.721, a trabajadores autónomos.

Estas cifras significan que los accidentes a trabajadores asalariados incrementaron en un 0,9% respecto al 2018.

En cuanto a la gravedad de los accidentes laborales, con baja en asalariados, se contabilizaron 2.328 graves y 300 mortales.  Esto significa que disminuyó en 87 los accidentes graves respecto al año pasado y en 50 los mortales.

Los resultados de accidentes de trabajo con baja de autónomos, se contabilizaron 20.238 en jornadas laborales y en in tinere 1.483 accidentes. Mientras que en 2018 la cifra fue de 7.376 accidentes en jornadas laborales y 320 en in tinere. El aumento en 2018 hasta el mes de agosto es distintivo.

En el periodo enero-agosto 2019, estas cifras representan un índice de incidencia de accidentes/mes con baja en jornada, de 80,1 accidentes/100.000 trabajadores. En el 2018 el índice  fue de 152,8.

Cómo crear su empresa de Economía Social

En relación a los accidentes mortales de trabajadores autónomos, se produjeron 42 en jornada de trabajo y 4 in itinere. Mientras que en 2018 ocurrieron 10 accidentes mortales en jornada y ninguno in itinere en el mismo período.

Son cifras bastante altas que van en aumento y que es necesario reducir. Por lo que se hace necesario aumentar las medidas de seguridad en las empresas españolas.

Utilice siempre el mejor comparador de seguros de empresas para asegurar su inversión con el mejor seguro del mercado

También te puede interesar